Envejecimiento de la población en Chile

manos adultasEl tema envejecimiento de la población en Chile, constituye un problema geográfico que nuestro país tendrá que abordar seriamente en el futuro, a la vez que el crecimiento demográfico en los últimos 20 años ha ido disminuyendo ostensiblemente a cifras promedios de 1.7 y 1.8 %.

El concepto envejecimiento de la población según la OMS, corresponde al “aumento de la proporción de personas en los grupos de más edad de la población” (60-65 años). En nuestro país los registros en salud, seguridad social y otros se realizan utilizando la edad de 65 años o más, hecho que implica un criterio diferente de asumir la tercera edad.

Según las estimaciones del INE (Instituto Nacional de Estadísticas), con las cifras aportadas en  los censos 1992 y 2002 y las aproximaciones 2015,  Chile vive un progresivo envejecimiento de la población, como Brasil y Argentina; de una pirámide tradicional hemos cambiado a una de “jarrón”, es decir, de ancha en la base y angosta en la cúpula, a otra ancha en el centro y con cintura: así cambió y cambiará la demografía de los chilenos entre 1950 y 2050.

A mediados del siglo XX, en nuestro país, una de cada tres personas tenía menos de 15 años. En 40 años más, de acuerdo a la proyección estadística inferida geográficamente,  serán un 17%.

A M CabelloDe acuerdo a la data histórica, en el  Chile actual, los mayores de 80 años vivirán un proceso inverso: del 0,5%, existentes en los años 50,  llegarán a mediados del siglo XXI al 4,2%.

Chile se encuentra en un proceso de transición avanzada hacia el envejecimiento demográfico de su población. Para 2025 habrá cien adultos mayores por cada cien menores de 15 años. A partir de ese momento, la pirámide se invertirá, alcanzando los estándares que tienen actualmente Japón y los países de Europa occidental.

En la década del 50, el chileno vivía en promedio 54 años, actualmente el promedio de vida es alrededor de 72 años, según el censo del año 2002, pero estamos en plena ejecución del censo 2012 y se proyecta un promedio de 80 años  de vida para la población.

De acuerdo a las cifras, en el país la mayor longevidad es femenina, es decir, existe una mayor expectativa de vida en la mujer o una mayor mortalidad masculina: este fenómeno  ha hecho que la “vejez” se caracterice como femenina.

En todos los rangos etarios en Chile, predomina el sexo femenino en la población. Y ello también es interesante ya que indica que existen más mujeres que varones en la mayoría de las zonas del país.

La geografía de la población es una temática interesante de investigar, presenta proyecciones estadísticas claras y decidoras que los docentes de geografía deben analizar en las aulas a nivel nacional y regional.

Las regiones no están exenta de este fenómeno de envejecimiento de la población y las estrategias de desarrollo locales deberán considerar los niveles etarios y el comportamiento real de la población en el futuro.

Ana María Cabello Quiñones, Máster y Doctora en Geografía, Docente Universidad Autónoma de Chile y Presidenta ADNUMA-CHILE.

Reflexiones sobre el currículo de Historia en los establecimientos educacionales del Chile en el Siglo 21

Mapa de ChileEl currículum de Historia y Ciencias Sociales formulado para la educación media chilena actual, tiene como propósito que los estudiantes desarrollen conocimientos, habilidades y disposiciones que les permitan estructurar una comprensión de la sociedad, tanto a lo largo de su historia como también en el presente y que los capacite para actuar crítica y responsablemente en ella.

Pretende que los estudiantes valoren la diversidad cultural y su propia identidad construida históricamente y que comprendan los fundamentos de la vida en democracia y los derechos y deberes que existen en una sociedad para que logren desarrollar habilidades para la convivencia democrática y la participación social y política, así como un sentido de pertenencia y solidaridad hacia comunidades cada vez amplias, haciendo énfasis en la inclusión y la diversidad.

El currículum persigue que los estudiantes valoren los principios de libertad, igualdad, justicia, pluralismo y respeto por los derechos humanos  y que reconozcan la legitimidad de diversos puntos de vista para interpretar la realidad social, sea en el pasado o en el presente. Por ello se ha incluido la Educación Cívica como eje fundamental de la Historia y de la vida en comunidad.

Todo este conjunto de habilidades propuestas están correctas, es lo mínimo a lo que se pueda aspirar después de varios años en un establecimiento educacional, sin embargo se expresan en Ciencias Sociales e Historia y se excluye la Geografía,es decir el alumno no logrará comprender las relaciones espaciales entre la sociedad y el entorno, así como tampoco desarrollará la idea de multiespacios, o multiescalar,  desconocerá el instrumento Mapa, Foto Satelital u otro, de actualidad y tecnología de punta; no podrá  analizar y valorar los impactos ambientales antrópicos, así como ignorará el origen de la tierra o conceptos relacionados intrínsecamente como  corteza terrestre, corteza marina y jamás tendrá en el establecimiento la posibilidad de generar propuestas de investigación  y análisis rigurosos de los problemas de la realidad geográfica y social que aquejan a gran parte del mundo y de la sociedad. Seguirá con una visión Naturalista Decimonónica y hablando de espacios y nunca de Paisajes Integrados. Continuará pensando en Ecología y no en Medio Ambiente.

A M CabelloDesde nuestra perspectiva pedagógica, los ejes temáticos que han quedado en el currículum están mal organizados, omiten tópicos geográficos necesarios en un país como Chile, tectónico, volcánico, de alta erosión, inundabilidad y anegamiento; no existe una visión holística e integrada de los fenómenos naturales, antrópicos y ahora sociales, que son cotidianos y se localizan en Chile, en todas sus regiones y en el mundo, especialmente en el llamado “en desarrollo” o “no desarrollado”, e incluso en los países “industrializados” en los que los efectos de huracanes, incendios forestales, tsunamis y otros han sido también devastadores.

Los aprendizajes de Historia. Geografía y Ciencias Sociales están mal formulados, desarticulados, sin contexto, su organización no tiene secuencia lógica, no hay Geografía en todos los niveles de la educación básica y media, por tanto se pierde el hilo conductor de ella. Esto atenta contra la alfabetización de la juventud, discrimina con el conocimiento, en un país de alta vulnerabilidad natural y antrópica como es Chile.

Dra. Ana María Cabello Quiñones, U. de Barcelona, Docente Geografía Universidad Autónoma de Chile, Directora de Sociedad Chilena de Ciencias Geográficas y Coordinadora Medio Ambiente UA-Talca.

 

Las migraciones en el Chile actual

El fenómeno de las migraciones se releva geográficamente toda vez que es fundamental conocer y evaluar la movilidad, el tipo de migración,  si deseamos implementar una agenda de fomento y calidad del empleo en el mundo y Chile no está exenChile en el mundoto de este nuevo desafío.  Esto  porque los migrantes constituyen capital humano, calificado y no calificado, antes denominado mano de obra, cuyo análisis es  apoyado por la Organización Internacional del Trabajo, quien insta al análisis y censo de las poblaciones que se han movilizado de una nación a otra y específicamente el caso chileno que es de suma relevancia, porque se ha convertido en -polo de atracción para varios países, no sólo de Latinoamérica sino de Asia y Oriente.

En Chile, el origen de los migrantes en el siglo 20 hasta mediados de los años 70, fue europeo, corrientes árabes y, en pequeña proporción del lejano oriente. En los ochenta, se da inicio a una migración asiática por la bonanza económica del país acorde al modelo neoliberal y la reconocida estabilidad de Chile, hecho que se afianza y consolida en los años 90, llegando al Censo de Población y Vivienda 2002 con una migración de origen sudamericana de 67.8% del total de los extranjeros que llegan a Chile y sólo un 17% de extranjeros europeos, cifra muy inferior desde los años de la post guerra.

Del total de los extranjeros radicados en Chile con residencia, las cifras estimativas del censo 2012, son las siguientes:

El 59% es latinoamericano, con una clara tendencia regional de inmigración y se desglosan en:

  • Perú = 26%
  • Argentina = 22%
  • Bolivia = 6%
  • Ecuador = 5%

Otras naciones han llegado en menores cifras, Colombia, Brasil, Venezuela, Haití y se radican definitivamente  en Chile, no son de paso, hecho que demográficamente es relevante.

A M CabelloEl caso más significativo es el de las migrantes mujeres, con un total de 52 %  y de ellas un 60% es de origen peruano. Doblemente relevante ya que se trasladan con niños, que constituyen aproximadamente el 10%, hecho que implica residencia, permisos, colegios, salud y prestaciones, especialmente aquellos inmigrantes acogidos a “Refugio” y Chile facilita todas las acciones inherentes,  acorde a los tratados internacionales que ha suscrito.

Existe coincidencia entre los investigadores en que, si bien la inmigración no ha sido relevante en términos numéricos, si lo ha sido desde la perspectiva de las contribuciones que ésta ha realizado a Chile en ámbitos como la innovación tecnológica, la modernización agrícola, el desarrollo del comercio la banca, la industria y la minería entre otros.

El tema geográfico de migraciones se ha estudiado escasamente y en la actualidad amerita un análisis profundo para generar políticas públicas de empleo, salud y otras, en especial en capital y cabeceras de provincia que constituyen las mayores zonas de radicación.

Dra. Ana María Cabello Quiñones, Docente de Geografía U. Autónoma de Chile en Talca y Coordinadora Medio Ambiente.